Posted on 9 marzo 2020 in Innovación

Características de un buen líder

1,208 total views, 1 views today

Entre un buen líder nunca puede faltar sus ganas de seguir aprendiendo…

El liderazgo dentro de una empresa juega un papel muy importante en casi todos los aspectos que implique el capital humano. Entre un buen líder nunca puede faltar sus ganas de seguir aprendiendo, su increíble capacidad de comunicación y la determinación para guiar el equipo al éxito.

Además, en el campo de las metodologías ágiles (como el Scrum), requieres a personas que puedan “liderar” de cierta forma; estos serían el Product owner y el Scrum master como tal.

¿Cuáles son las características de un buen líder?

  1. Persona de inspiración.

    Un buen líder genera inspiración a los demás cuando demuestra que ama lo que hace, debe mostrarle al equipo de lo que se puede lograr cuando haces las cosas con gusto. Además, sin importar la labor que realice el equipo que lidere, él o ella tendrá que sacrificarse tanto, o incluso más, que los demás miembros.

  2. Iniciativa.

    La toma de decisiones será una de las funciones más importantes que el líder debe afrontar; el equipo acude a los líderes para recibir guía a las próximas actividades. Un buen líder se reconoce al tomar decisiones en los momentos más oportunos, aquellos que cuentan con una baja probabilidad de riesgos.

  3. Capacidad para delegar.

    Nunca se puede ser un todista, especialmente cuando uno es líder. Por ello, la capacidad para delegar tareas es a lo que se recurre en estos casos. Sin embargo, no todos están preparados para esto; algunos no confían lo suficiente en los miembros de su equipo y la tarea se complica aún más con su traspaso.

    Por ejemplo, en la metodología Scrum, la delegación de trabajos es parte fundamental de la misma y resulta provechoso porque el trabajo se hace con gusto y en menos tiempo.

  4. Compromiso.

    Un líder con compromiso genera la confianza necesaria para seguirlo en las buenas y en las malas. Compromiso hacia la empresa, su equipo y al cliente; esto lo vuelve una característica muy importante a la hora de liderar.

  5. Optimismo.

    Un rasgo que en primaria instancia no pareciera cobrar importancia, pero la realidad es que nadie busca líderes pesimistas que se rinden al primer obstáculo. El positivismo y la tenacidad inspira a los demás a no rendirse.

 

Si bien se nos han pasado muchas características, la verdad es que muchas de ellas entran en el subjetivismo para considerar a alguien como buen líder. Lo rescatable de cada una es el papel inspirador que juega el líder y su influencia en los demás.

Finalmente, vale la pena rescatar que las metodologías ágiles valoran el perfil de una persona con iniciativa, compromiso y un fuerte optimismo en todos los proyectos.